Mi primer Maratón (por Raul Lasa)

¿Qué hace un pamplonica con la camiseta del Club Atletas Veteranos Algeciras en la salida de la Marató de Barcelona? Eso mismo me preguntaba yo antes de que dieran el pistoletazo de salida. Miraba a mi alrededor y veía miles de personas de todas las nacionalidades y de todas las provincias de España. Japoneses, italianos, escoceses, americanos, franceses… Todos con el mismo objetivo, el de cruzar la línea de meta en el kilómetro 42,195.

Desde hace ya mucho tiempo tenía el deseo de probarme en una maratón. Llevo recorridas unas 20 medias maratones si cuento con las 7 Behobias (es una carrera de 20 km) y psicológicamente me veía capaz de recorrer la mítica distancia.

raulmaraton (4)

Yo creo que llegué a la cita bien preparado, con entrenamientos de calidad, aunque un poco falto de planificación y con menos kilómetros en las piernas de lo que exige una prueba de estas características. Si quieres estrenarte con un tiempo cercano a las 03:40, tienes que seguir un plan de entrenamientos a rajatabla y sumar más de 150 kilómetros los últimos meses. Desde el primer kilómetro intenté no emocionarme y no ir más rápido de mis posibilidades para una distancia tan larga. Tengo que reconocer que siempre he sido más gasolina que diésel y me cuesta frenarme en los kilómetros iniciales. Se me dan mejor las carreritas cortas a ritmos vivos que las largas distancias pero el domingo lo que tocaba era la maratón.

raulmaraton (2)

 

 

Durante la primera mitad de la prueba intentaba llevar un ritmo constante y cercano a los 5’10’’ para intentar lograr una marca final de unas 3h40’. Sobre el papel estaba muy bien y hasta la media maratón lo fui cumpliendo.El verdadero problema para mí empezó a partir del paso por el kilómetro 30. Miré mi tiempo de paso por el km 30 y sólo iba dos minutos por encima de mi tiempo objetivo. Fue cruzar ese paso y quedarme literalmente sin gasolina. Allí descubrí que el ‘muro’ de la maratón no es un mito sino que existe y que se asemeja al hombre del mazo que te arrea con todas sus fuerzas.

 

Mi ritmo empezó a decaer y pasé de ir a 5’10’’ a ir a 5’44’’, 6’ e incluso el kilómetro 41 lo hice a 7’09’’. Veía que no podía y en algunos tramos me tenía que ‘bajar de la bici’. Es decir, echar el pie a tierra y andar. En esos momentos agradecí muchísimo los ‘anims’ del público, que veían tu nombre en el dorsal y te animaban para que siguieras corriendo y no te parases.Para mí los tramos más difíciles fueron los que corresponden a la Avenida Meridiana y la Avenida Diagonal, porque mientras tú subías y hacías los kilómetros 27 y 28, por el otro sentido de la avenida otros corredores estaban superando ya los kilómetros 29, 30 y 31, es decir, quete cruzabas con la gente que iba mejor y a los que les quedaba menos para acabar.

raulmaraton (5)

En cuanto a los avituallamientos, tengo que dar un 10 a la organización porque estaban dispuestos cada 2,5 km, aproximadamente, y siempre tuve disponibilidad de todo: de agua, frutos secos, e incluso geles en algunos puntos. Otra cosa que debo mejorar es aprender a tomar bien los geles, porque mi organismo no los aceptaba muy bien. Llegaba un momento en que no tenía fuerzas y a la vez rechazaba los geles porque me estaban sentando mal al estómago.

En cuanto a molestias musculares y demás, tengo que confesar que acabé la maratón muy entero, sin calambres ni dolores en las rodillas, tobillos o tendones. Si bajé el ritmo fue por el puro agotamiento y por quedarme sin energía. Hoy, dos días después de la maratón, sigo teniendo los cuádriceps cargados pero es una molestia normal y no muy distinta de otras carreras que haya corrido.

Lo mejor de todo, la animación de grupos de música y orquestas en muchos puntos del recorrido, la gente animando en avenidas como la Diagonal, el paso por el Arco de Triunfo, que es una auténtica pasada y la llegada a meta. Sabía que me iba a emocionar y realmente lo hice. Cuando vi que ya era posible, que tenía la medalla de finisher en el bolsillo, cerré los ojos y levanté los brazos al paso por la línea de meta. Después de un puñado de medias maratones por fin había cumplido uno de mis sueños de acabar una maratón entera.

Gracias a todos los que me han animado y me han dado la enhorabuena por haber acabado mi primera maratón. A Marta, a mi familia, a mis colegas de Pamplona, y al Club Atletas Veteranos Algeciras que tan bien me ha acogido desde que aterricé en esta ciudad. Gracias, de corazón. También desde aquí me gustaría dar la enhorabuena a Fernando Colado, que hizo un tiempo estratosférico de 2h29’, al queyo no podría acercarme aunque viviera dos vidas.

 

marzo2015 (1)

Tiempo real:        03:53:13

Tiempo oficial:   04:01:02

Tiempo 10 km:    00:52:30

Tiempo 1/2 Maratón:    01:50:53

Tiempo 30 km:     02:37:28

Posición:                 7667

Posición categoría:        1765

Noticia Relacionada

101 RONDA POR NOEL DOMINGUEZ

Para empezar esta crónica, primero me gustaría decir que conseguir una plaza en esta prueba …